¿Cómo puedo mejorar mi conexión Wifi?

Wifi: ¿cómo puedo aumentar la señal?

En 2020, el Wifi (abreviación de la marca comercial Wireless Fidelity) se ha convertido en una tecnología inalámbrica imprescindible y común entre nosotros. Pero desgraciadamente, no es una tecnología perfecta y a menudo nos podemos encontrar con problemas de alcances en nuestras casas. Desde Mixideal, vamos a intentar ayudaros.

Puesto que dependemos cada vez más de nuestra red doméstica y que vamos acumulando con el tiempo nuevos dispositivos inteligentes y conectados, el alcance de nuestra red puede llegar a convertirse en un verdadero quebradero de cabeza. Para saber có

mo podemos optimizar y mejorar el alcance de nuestra red, empecemos primero por entender que es el Wifi y como funciona.

¿Qué es el Wifi?

Wifi describe una tecnología para dispositivos de red de área local inalámbrica basada en los estándares IEEE 802.11 (y sus declinaciones: 802.11b y 802.11g)

Con una velocidad máxima de datos de 54 Mbit/s, los estándares Wifi 802.11a/b y g están un poco anticuadas hoy en día. Sin embargo, se trata de estándares que han sido muy útiles durante muchos años. Repasemos un poco cada uno de ellos:

  • Estándar 802.11a: Con una velocidad máxima de 54 Mbps, este estándar utiliza la banda de 5 GHz y fue uno de los más rápidos en su momento. Dicha frecuencia limita el alcance de la señal, que será de unos 35 m.
  • Estándar 802.11b: Utiliza la banda de 2,4 GHz y puede llegar a una velocidad de transmisión de 11Mbps. Dicha frecuencia también limita el alcance de la señal a 35 m.
  • Estándar 802.11g: Apareció en el año 2003, es el más reciente de los 3. Permite alcanzar una velocidad de transmisión de 54 Mbps mediante el uso de la frecuencia de 2,4 Ghz. Se consigue extender el alcance de la señal hasta unos 40 m, lo que convierte este estándar en el mejor Wifi existente de su época.
  • Estándar 802.11n: Este estándar revolucionó el Wifi a partir del año 2009, al aportar una increíble velocidad de hasta 288 Mbps en una banda de 2,4 Ghz y hasta 600 Mbps en banda de 5 Ghz. Además, el alcance de la señal también ha sido mejorado, de hecho en la frecuencia de 2,4 Ghz el alcance es ahora de 70 m, el doble que antes. Con este estándar, nació también el “Qos” (Quality of service) una herramienta muy funcional que permite distribuir a los usuarios en las dos bandas en función de su consumo.

    Otros dos elementos importantes surgieron con el estándar 802.11n:

    • MIMO: Es un nuevo tipo de antena mucho más eficiente. MIMO (Multiple Inputs, Multiple Outputs ) significa "Múltiples entradas, múltiples salidas". Por lo tanto, estas antenas son capaces de transmitir y recibir (hacia y desde) múltiples fuentes lo que ha permitido multiplicar el ancho de banda de la red. Por ejemplo, usando una antena MIMO de 2×2 podemos teóricamente doblar el ancho de banda.

    • Ancho de banda: Los diseñadores del nuevo estándar 802.11n se dieron cuenta de que cuanto mayor fuera el ancho de banda, mayor sería el rendimiento. Hasta el momento, el ancho de banda se encontraba sistemáticamente alrededor de 20 Mhz. Pero en el estándar 802.11n ahora encontraremos 2 anchos de banda diferentes: 20 Mhz o 40 Mhz.

  • Estándar 802.11ac: Llego en 2013 y solo usa la frecuencia de 5Ghz sobre anchos de banda de 20, 40, 80 ou 160 Mhz. La velocidad de transferencia de datos disponible es de 433 Mbps en la banda de 80 Mhz mediante una antena. El estándar inicial 802.11ac (wave 1) admite una velocidad máxima de 1300 Mbps utilizando las 3 corrientes espaciales e incluso podemos ir a una velocidad máxima de 3470 Mbps con la Wave 2 instalando 4 antenas. En la actualidad, el 802.11ac (también llamada Wifi 5) es el estándar más utilizado.

¿Cómo puedo mejorar mi Wifi?

Ahora que tenemos claro como funciona y que tipos de Wifi existen, tenemos que entender porque nuestra señal puede llegar muy débil a ciertos lugares, o simplemente no conseguir ni siquiera que llegue. Los dispositivos que emiten ondas electromagnéticas o eléctricas pueden afectar a la señal wifi de su router.

Descubre nuestros consejos para mejorar tu Wifi doméstico:

1 - Colocar bien el router para mejorar la cobertura y la velocidad de internet

La ubicación correcta del router puede ser clave para una señal Wifi optima en casa. Dependiendo de tu caso, no todos los consejos siguientes serán razonablemente aplicables, así que no dudes en realizar distintas pruebas hasta encontrar lo que mejor funciona para ti.

  • En el centro de la casa.
    Tiene sentido, porque como el router emite su Wi-Fi en todas las direcciones, es mejor ponerlo en el centro de tu casa. Colocarlo en una esquina, o rincón de tu casa provocará que buena parte de la señal sea desperdiciada.

  • Evitar colocar el router entre paredes de ladrillo u hormigón
    Las paredes de ladrillo u hormigón tienden a absorber la señal. Este es un problema mucho menor con las paredes y puertas de madera. El suelo y el techo también son bastante buenos conductores de la señal.

  • Evitar colocar el router cerca de ventanas
    El vidrio deja pasar muy bien las ondas. Por lo tanto, al menos que tengas un jardín, intenta evitar que se te escape mucho Wi-Fi hacia la calle.

  • Lejos de otros dispositivos electrónicos
    Intenta evitar colocar el router cerca de otros dispositivos electrónicos, puesto que estos podrían causar interferencias. Ten en cuanta que el mayor enemigo del router es el horno microondas. Cuando está encendido, el micro-ondas emite una fuerte señal en la banda de 2,4 GHz, que también es utilizada por el Wi-Fi 4. Sin embargo el Wifi 5, que utiliza la banda de 5 GHz, no debería de verse afectado

  • Lejos de los objetos metálicos
    El metal en general es uno de los materiales que más absorbe las ondas. Por lo que cuanto más alejado esté nuestro router de objectos metálicos, mucho mejor.

  • Lejos del agua
    El agua también absorbe las ondas, por lo que si posees un acuario en tu casa, intenta no colocar el router detrás de él.

  • Colocar las antenas
    Si tu router cuenta con dos o más antenas, debes orientarlas en diferentes direcciones, preferiblemente en ángulo y perpendiculares entre sí.

2 - Cambiar el canal o la frecuencia Wi-fi

Otra forma de mejorar tu conexión wifi es cambiar de canal. Cada router wifi utiliza un canal para transmitir la señal. Sin embargo, si hay muchas conexiones en la misma frecuencia en su área, esto puede impactar en la señal de su red wifi. Por lo tanto, es aconsejable cambiar de canal (o de frecuencia) para mejorar la conexión a Internet. Para ello puedes usar apps disponibles a través de tu móvil que te ayudarán a detectar los canales menos congestionados y así optimizar tu wifi:

Analizador de WiFi: El Analizador de WiFi te recomienda el mejor canal y lugar para tu red así como te proporciona la información de optimización más útil para ayudar a disminuir la interferencia y aumentar la velocidad y estabilidad de tu conexión.

WiFi Analyzer: Es una App para que optimices tu red WiFi examinando las redes WiFi circundantes, midiendo la intensidad de tu señal e identificando los canales atestados.

3 - Limitar el número de dispositivos conectados

Para mejorar tu conexión Wifi, puede que sea necesario limitar el número de dispositivos conectados. Hoy en día, es normal contar con multitud de dispositivos conectados en nuestro hogar como consolas de video juegos, ordenadores, impresoras, móviles, SmartTvs, tabletas, Robots de cocina, electrodomésticos inteligentes, aparatos de domótica, altavoces etc.

Cuanto más sobrecargada este tu red domestica, más se compartirá tu conexión a Internet y más se verá reducida su velocidad. Simplemente imaginarse con 4 personas viendo una película de Netflix en UHD de manera simultanea, basta para darse cuenta del problema que puede suponer.

4 – Usar un PLC

Un PLC permite transmitir datos digitales localmente a través de tus tomas de corriente. Los fabricantes especializados ofrecen adaptadores PLC cada vez más potentes con tasas de datos teóricos cada vez más impresionantes.

Los Kits PLC suelen estar compuestos por dos adaptadores (o más) que simplemente tendremos que enchufar en las tomas de corriente. Ambos adaptadores se conectan a los dispositivos conectados a través de un cable Ethernet suministrado en el kit. Uno de ellos, el PLC de entrada, estará conectado al router mediante cable Ethernet y se encargara de hacer viajar internet por la red eléctrica. Dicho PLC tendrá que ir directamente al enchufe, no a una regleta en la que haya conectado varios aparatos eléctricos conectados, puesto que podrían alterar la estabilidad y calidad de la conexión. El segundo dispositivo, el PLC de salida, irá conectado al enchufe en el lugar que tu hayas decidido, y desde dicha ubicación podrás también conectar mediante cable Ethernet cualquier nuevo dispositivo y disfrutar de una conexión optima a internet, como si estuvieras conectado directamente al router. En el mercado también existen PLC con Wifi incorporados, que podrán además extender la señal del router, como el Devolo Magic 1 Wi-Fi disponible en Amazon por 149€.

Devolo Magic 1

Cuidado: El principal problema de la tecnología PLC es que se atenúa muy rápidamente. En otras palabras, cada metro adicional de cable tiene un impacto significativo en el rendimiento real.

5 – Expandir tu red

Mediante el uso de un repetidor o más bien un router con varios satélites, es la alternativa más barata. Los repetidores más simples son dispositivos que captan la señal principal y la envían de vuelta al mismo tiempo. Tendrás que asegurarte de que el repetidor capte muy bien la red principal para poder transmitirla.
Por ejemplo por 17.90€, podrás hacerte con el TP-Link N300

TP-Link N300

6 – Fibra óptica Plástica

Si lo que te interesa es aprovechar al máximo los megas contratados en tu tarifa de internet, y llevarlos a otras partes de tu vivienda con la menor perdida posible, pues la solución se denomina: Fibra Óptica Plástica.

Te permite clonar un punto de acceso de fibra óptica aprovechando el 100% del ancho de banda contratado.

Kit básico de Actelser

Su instalación es un poco más complicada, pero no imposible para una persona mínimamente “manitas”. Lo que tenemos que hacer es meter el cable de fibra óptica plástica por las canalizaciones eléctricas existentes, y conectar en cada una de sus extremidades cada uno de los conversores.
Por ejemplo existe el Kit básico de Actelser disponible por 249€ (Acutalmente con 15% de descuento, que nos sale por 212.06€ ). El kit incluye un manual de instalación o si lo prefieres puedes ver el video tutorial de instalación en su web.

 

 

Deja un comentario